Amatlán.-Debido a que más del 50 por ciento de escuelas primarias data de construcciones de hace más de cuarenta años, representan un peligro para los alumnos y ante la falta de recursos de Espacios Educativos para construir nuevos planteles, Protección Civil únicamente realiza simulacros para capacitar a maestros y alumnos en caso de sismo.

Según evaluaciones de este organismo, más de 30 planteles educativos de la sierra del municipio datan de hace custro décadas, se trata de edificios antiguos que en caso de un temblor fuerte podrían derrumbarse, reconoció el director de Protección Civil, Gerson Corona.

Debido a que el Ayuntamiento no dispone de una cantidad millonaria para sustituir aulas deterioradas por construcciones nuevas, aseguró que sólo podrán realizar simulacros de evacuación para poner a salvo a los alumnos, pues no existe posibilidad de reubicación de instalaciones.

Recordó que en la comunidad Cañada Blanca y la sierra, se tienen detectados dos planteles deteriorados y que son ocupados por menores para tomar clases, debido a que aseguró que autoridades de educación en el estado descartaron destruirlas para edificar nuevos planteles por falta de recursos.

“Muchas escuelas rebasan los cuarenta años de haberse construido, los temblores no avisan y los menores deben saber qué hacer en caso de una situación de riesgo”, agregó.Los simulacros se extenderán a planteles de otras zonas.


Antonio Arragán

EL MUNDO DE CÓRDOBA