El gobernador Miguel Ángel Yunes Linares visitó ayer por la noche la ciudad, de forma sorpresiva, para dar el pésame a la familia del periodista Ricardo Monlui, quien fue velado en una funeraria del fraccionamiento San José.

El mandatario informó que desde esa misma noche el caso sería atraído por la Fiscalía Especializada en Atención de Delitos contra Periodistas, de la Procuraduría General de la República.

“Lo que me informan es que esta misma noche la PGR atraerá la investigación y se van a incorporar las declaraciones que ya han hecho algunas personas”, indicó.

Abordado por decenas de periodistas, Yunes Linares afirmó estar preocupado por los hechos delictivos y aseguró que el mensaje que él envía a los medios de comunicación es de “respeto a la libertad de expresión”.

Además, evitó profundizar sobre la posibilidad de que el homicidio del periodista esté relacionado con su profesión, una de las líneas de investigación que él mismo mencionó como una probabilidad durante la rueda de prensa del Grupo de Coordinación Veracruz, ofrecida la mañana de este domingo.

“No, yo les pediría que esperemos que las fiscalías den a conocer los resultados de la investigación porque no es mi tarea”.

Al ser cuestionado sobre el trabajo de vigilancia de la Gendarmería Nacional, corporación que arribó a la región el 27 de febrero para reforzar la vigilancia tras los constantes homicidios y asaltos, el gobernador afirmó que su labor está enfocada en Córdoba.

“Fue en Yanga... Fue en Yanga (el homicidio), la Gendarmería está fundamentalmente en Córdoba”, explicó.


II Francisco montes

El Mundo de Córdoba