Los ‘peces gordos’
 
 
 
Local PDF Imprimir E-mail
Los ‘peces gordos’

Andrés Timoteo

Miércoles, 23 Marzo 2011

Ayer en algunas ciudades veracruzanas, entre ellas Córdoba, se realizaron por enésima ocasión protestas en la vía pública por parte de personas que fueron defraudadas por Financiera Coofia y que llevan dos años luchando por recuperar sus inversiones. En toda la entidad hay 180 denuncias penales abiertas contra esta financiera que se distribuyen en las ciudades de Xalapa, Perote, Martínez de la Torre, Misantla, Córdoba, Orizaba, Boca del Río Coatzacoalcos y Poza Rica.
En Córdoba son más de mil ahorradores defraudados que reclaman un préstamo de 52 millones de pesos. Sin embargo, su calvario continuará porque las autoridades veracruzanas no tienen un pisco de voluntad para hacer justicia. La negativa para una investigación eficaz y castigar a los responsables es porque hay “peces gordos” que están involucrados en el negocio, especialmente encumbrados individuos que pidieron préstamos a Coofia y que se han negado a pagarlos.
Entre esos “peces gordos” se encuentran funcionarios y exfuncionarios estatales, ligados por afinidad, complicidad, amistad o consanguinidad con el exgobernador Fidel Herrera. Uno de ellos es el hermano, Moisés Oscar Herrera Beltrán quien se asoció a Financiera Coofía y se le asignó el número de cliente 004614, según los documentos que están en poder de la Procuraduría General de Justicia.
En documento titulado “Reporte de Clientes Activos” correspondiente a la sucursal de Xalapa, al corte al 1 de octubre del 2009, el hermano del ex gobernante tenía en su cuenta de ahorros número 4481 con un saldo de 523 mil 928.69 pesos. De esta forma, Herrera Beltrán II pareciera ser un cliente más defraudado pero los bien enterados aseguran que en realidad no lo es, pues la inversión de poco más de medio millón de pesos que hizo fue solo un requisito para tramitar préstamos enormes.
Nadie sabe la cantidad exacta que le fueron prestados a este señor, algunos hablan de 100 millones de pesos y otros de 175 millones. No hay cifra exacta y es muy difícil que se llegue a conocer porque hay una maraña de complicidades para proteger a los “clientes distinguidos” de la fidelidad. El documento que lo acredita dentro del sistema de Financiera Coofia fue expedido quince días antes de que la Agencia Veracruzana de Investigaciones (AVI) cateara las oficinas de Coofia, en la calle Gutiérrez Zamora, de Xalapa.
Entonces, el operativo en dicha sucursal se habría hecho más con el objetivo de extraer los archivos documentales y equipo de cómputo allí localizados, con los nombres y cifras de los “peces gordos”, para que no fueran a parar a manos extrañas que con el fin de abundar en la indagatoria, la cual se encuentra congelada. Es decir, el informe sobre el nombre de Herrera Beltrán y otros distinguidos clientes ya se sabía, por eso fueron a recuperar los documentos.
En fin, pocos saben lo que contienen dichos archivos aunque no es difícil imaginarlo. Es más, a mediados del 2010, la abogada de los ahorradores jalapeños, Diana Coq Toscanini amenazó con hacer pública una lista de supuestos funcionarios de la fidelidad que son deudores de Financiera Coofia y se negaban a pagar, lo que dificultaba que sus clientes recuperaran los ahorros de toda su vida.
Y el asunto va más allá porque se dice que muchos de estos vivales también le metieron mano a otras cajas ahorradoras, entre ellas Cofisur que habría defraudado a más de 15 mil ahorradores en la región sur de Veracruz y parte de Tabasco. El caso de Cofisur tiene el mismo tratamiento judicial por el gobierno del estado con la intención es ocultar a los grandes deudores que tienen nexos directos con la fatídica fidelidad.

El compadre
Pero los fraudes en este tipo de sistema de ahorros no son nuevos. En el país el mayor antecedente lo hizo el empresario Cirilo José Ocampo Verdugo quien defraudó a miles de personas con la famosa Caja de Ahorro Popular (CAP), cuyas cooperativas se extendieron a 25 estados del país. Ocampo Verdugo, quien se encuentra preso desde 1997, llegó a acumular un patrimonio de 500 millones de dólares y fue acusado de lavar dinero para el crimen organizado, además de hacerse auto prestamos a empresas de su propiedad o de sus familiares y hasta triangular fondos de los ahorradores que fueron a parar a Líbano y a una lotería rusa.
En Veracruz, el caso más reciente de fraude se dio en el 2009 cuando estalló el conflicto en la Caja de Ahorro del Ingenio El Modelo, donde dirigentes cenecistas fueron acusados de desfalcar más de 500 millones de pesos en agravio de 758 ahorradores. Actualmente hay cuatro detenidos: el ex regidor priísta de La Antigua, Luis Heredia Trigueros, Apolinar Domínguez López, Eleuterio Acosta Pérez y Heidi Cervantes Pereyra, esta última ex contadora de la caja de ahorros, además de que otros cinco implicados se encuentran prófugos de la justicia, entre ellos el ex alcalde de La Antigua, Daniel Sánchez Hernández, y los líderes cenecistas Arnulfo Hernández Carrillo, Jesús Palacios Barradas y Martín Fuentes Viveros.
El caso de Hernández Carrillo, conocido con el apodo de La Plaga, es una perla de la corrupción al amparo del compadrazgo porque a pesar de tener orden de aprehensión y ser “buscado”- así entre comillas- por la AVI, el líder cenecista nunca huyó del lugar. Su residencia sigue en el poblado El Paraíso, perteneciente al municipio de Úrsulo Galván. A Hernández Carrillo, expresidente de la Unión Local de Productores de Caña de Azúcar de la CNC, se le atribuye la principal responsabilidad en el fraude de la Caja de Ahorro del Ingenio El Modelo.
¿Entonces por qué nunca se le detuvo?. La razón es obvia, el 22 de agosto del 2007, el entonces gobernador Fidel Herrera Beltrán acudió a la iglesia María Reina, ubicada en El Paraíso, para bautizar al niño Irwing Hernández Betancourt, heredero de Arnulfo Hernández Carrillo. La Plaga se hizo compadre de Herrera Beltrán -tal para cual- y recibió la impunidad en la pila bautismal. Nunca fue detenido y tal vez nunca lo será. Eso si, las denuncias insistentes de los ahorradores defraudados en El Modelo apuntan a que gran parte del dinero robado se usó para financiar las campañas electorales del PRI en el 2007 que renovaron las alcaldías y las diputaciones locales en la región. Uno de los beneficiados con este financiamiento ilícito fue Héctor Yunes Landa, quien en aquellos comicios se convirtió en diputado por el distrito de La Antigua y hoy despacha como líder estatal del tricolor. Ese es otro pez gordo.

Monseñor
Desde hace dos semanas el obispo de Orizaba, Marcelino Hernández Rodríguez permanece en reposo por prescripción médica debido a un afección que padece en un ojo. A causa de un derrame, el religioso había perdido visibilidad y al parecer hay riesgo de que la afección llegue a dañar completamente su vista. Por ello, monseñor fue traslado a una clínica de la Ciudad de México. Los feligreses, mientras tanto, siguen orando por su salud.
  Compartir  
 
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Your are currently browsing this site with Internet Explorer 6 (IE6).

Your current web browser must be updated to version 7 of Internet Explorer (IE7) to take advantage of all of template's capabilities.

Why should I upgrade to Internet Explorer 7? Microsoft has redesigned Internet Explorer from the ground up, with better security, new capabilities, and a whole new interface. Many changes resulted from the feedback of millions of users who tested prerelease versions of the new browser. The most compelling reason to upgrade is the improved security. The Internet of today is not the Internet of five years ago. There are dangers that simply didn't exist back in 2001, when Internet Explorer 6 was released to the world. Internet Explorer 7 makes surfing the web fundamentally safer by offering greater protection against viruses, spyware, and other online risks.

Get free downloads for Internet Explorer 7, including recommended updates as they become available. To download Internet Explorer 7 in the language of your choice, please visit the Internet Explorer 7 worldwide page.

// -->