Detrás de la urna de Alberto Aguilera Valadez el vestíbulo se parte en dos, en una Y que por un momento se convierte en un pedestal de mariachis, inicia así el segundo día del homenaje que inició la tarde del lunes y parece no tener fin.

Han pasado unas 18 horas desde que inició el homenaje y la fila de fans ha esperado de madrugada, bajo el frío de la noche entre las calles del centro capitalino y entre los árboles de la Alameda.

El desfile de admiradores continúa acompasado por grabaciones de la música y actuaciones que suenan en bocinas oficiales y no oficiales, pero ahora regresa la música "en vivo".

El Mariachi Gama 1000 aparece vestido de negro y plata sobre las escalinatas y sus cantantes bajan a la alfombra roja frente a las flores que manda la Presidencia.

Seis violines rompen el rumor en Bellas Artes con las notas iniciales de "La muerte del Palomo", cantan de abandono, de llanto y de muerte y después una vesrión ranchera de "Abrázame muy fuerte".

Con la frase "que nunca volverás" de "Se me olvidó otra vez" los músicos vuelven a mover sentimientos de los fans que no sólo están pasando frente a las cenizas de Juanga, afuera también se puede ver en pantallas gigantes lo que ocurre en el recinto.

"Yo me estaría toda la vida, siempre a tu lado", el Gama 100 convierte el bolero "Si quieres" en una melancólica súplica para después hacer una pause y los violines vuelven a estremecer con el arranque de "La diferencia".

Terminan el primer lote de temas de Juan Gabriel tocando y cantando "Amor eterno", que se ha convertido en el himno de la ceremonia y la pieza preferida para decirle "adiós"al Divo de Juárez y otra favorita de los fans: "Te sigo amando".

Así, con el mariachi que le dio múltiples éxitos al michoacano comenzó otra maratónica jornada en el segundo día de un homenaje pocas veces visto en México.

"¡Viva Juan Gabriel!", "¡Nunca vas a morir Juan Gabriel!", "¡Adiós Juan Gabriel!", le gritan en el vestíbulo y su eco retumba en la gran bóveda de mármol. Ha valido la pena la espera de horas para esos segundos que pasan frente a la urna y que en varias ocasiones son rotos por las voces de oficiales de la Policía Federal que ordenan "¡Avancen por favor!".

Afuera, en el templete metálico instalado frente al Palacio, la Orquesta Sinfónica del Estado de México afinaba instrumentos, mismo lugar donde la noche del lunes, estrellas como Lucía Méndez, Pablo Montero, Aída Cuevas y Fernando de la Mora habían hecho recordar los temas del creador de "Querida", igual que los músicos y coros de Juan Gabriel y el Mariachi "De mi Tierra" que acompañaban al cantautor en sus shows.

A esté grupo se unieron ayer la Sonora Santanera que dio un concierto de 45 minutos, Cristian Castro y Pepe Aguilar, entre otros.

Hasta el cierre de esta edición, comenzaba a informarse en algunos medios la posible asistencia del presidente Enrique Peña Nieto y la Secretaría de Cultura confirmó que el homenaje concluiría a las 21:30 horas, para que hasta el último fan salude las cenizas del Divo.

II Juan Carlos Cortés S

Enviado Especial