Veracruz.- El ex subsecretario de Derechos Humanos, Roberto Campa Cifrián, dejó su cargo arrastrando múltiples pendientes en el área a su cargo y promesas sin cumplir, criticó la integrante del Colectivo por la Paz Xalapa, Sara González Rodríguez.

Roberto Campa era el enlace entre el gobierno federal y las familias de personas desaparecidas en Veracruz; a principios del 2016 se comprometió a la identificación de más de 300 restos óseos encontrados en las fosas clandestinas de Colinas de Santa Fe en Veracruz y El Arbolillo en Alvarado.

La madre de un desaparecido dijo que el relevo en el cargo generará que las víctimas deban volver a iniciar con varios procesos que ya se encontraban adelantados, lo que solamente las va a afectar.

“Es empezar de cero y a parte todos nuestros casos se estancan otra vez, de aquí a que este señor que viene en lugar de Campa pues a nosotros nos perjudica porque de aquí a que se acomoda, se va relacionando con nuestros casos, nombre a nosotros nos da en la madre como vulgarmente se dice”, aseguró.

Sostuvo que por eso como Colectivo de búsqueda de personas desaparecidas observan como una mala decisión el cambio que se realizó en el gabinete federal donde Campa Cifrián dejó su puesto para ocupar la titularidad de la Secretaría de Trabajo y Previsión Social, sin tomar en cuenta que su labor se queda a la mitad.

González Rodríguez indicó que entre el trabajo que deja pendiente están los resultados de la identificación de las fosas clandestinas que se han localizado en Veracruz, y los cuales se supondrían debió haber entregado.


II AVC NOTICIAS