Fortín.- El cuerpo de un comerciante cordobés fue hallado la mañana de ayer entre cañales de un camino de terracería que conecta la zona de Villa Libertad con el municipio de Amatlán. El cadáver se encontraba maniatado, presentó huellas de tortura y tenía un mensaje de amenaza. A la víctima se le halló una identificación de un medio de comunicación entre sus pertenencias y autoridades Ministeriales tomaron conocimiento del hallazgo y acordonaron el lugar.


Llamada anónima

A las 9:30 de la mañana, la comandancia de policía de Amatlán, por medio de una llamada anónima, fue alertada sobre el hallazgo del cuerpo de un sujeto al lado de una vereda del Camino Real, entre Villa Libertad y La Patrona. Una vez corroborado el reporte procedieron a asegurar el lugar y a notificar al fiscal de Amatlán, así como a policías Ministeriales y personal de Servicios Periciales de la Fiscalía General del Estado (FGE).

El cuerpo de Santiago Vela Sánchez, alias “El Nico”, quien tenía 48 años, y vivía en la colonia Santa Cruz Buenavista, era conocido por ser dueño de refaccionarias “Herbi” y talleres mecánicos, portaba al momento de ser encontrado un gafete que lo identificaba como miembro de una radiodifusora (Radio Fórmula), sin especificar sus funciones.

Peritos criminalistas realizaron la recolección de indicios en el lugar del hallazgo, y después ordenaron el levantamiento del cuerpo, que presentaba un impacto de bala, para trasladarlos a las instalaciones del Servicio Médico Forense (Semefo) en la colonia San Miguelito de Córdoba, donde horas más tarde fue identificado oficialmente por sus familiares.

Se conoció que “El Nico” se encontraba desaparecido desde el pasado martes, aunque no había denuncia y después de su hallazgo tanto la radiodifusora, como la Comisión Estatal para la Atención y Protección de los Periodistas (CEAPP), emitieron comunicados para descartar que la víctima fuera comunicador.


II De la redacción

Grupo Arróniz